lunes, 5 de octubre de 2015

"Futuro en blanco"

“Ráfaga de lucidez” (Nostalgia)

Recuerdo mi hogar como nido de amor y paz.
Les pregunté qué, cuando me podré regresar,
contestó con pregunta ¿acaso aquí no estás bien?
les digo, eso no es, todos sois muy buenos conmigo,
pero a mi hogar quiero volver.

“Momento de tierna laguna”

Niña, abre la ventana, se airee la casa y entre
el sol de la mañana, se escuche el replicar
de campanas, quiero ver pasar los que van
a la misa temprana, pero apúrate y miras
si están jugando los niños fuera.

Fíjate los rosales florecidos, no les ves,
están cargados, se vienen abajo, los blancos,
y amarillos, de qué están riendo nuestros niños,
diles que entren, se laven las manos y a la mesa
se sienten,  que  el café se está enfriando.

Necesito cortinas nuevas, en cuanto pueda
pondré visillos, dame la caja de los hilos,
empecémoslo mientras la luz esté alumbrando,
tú le vas hilvanando el bajo y yo bordándolo,
será nuestra sorpresa a papá.

Anda, manda a callar a los niños, para  cuando
llegue cansado no se enfade, el día está lindo,
hoy no pienso quejarme, pasearé esta tarde,
nos llevará a tomar helados después del parque,
ay, que aria sin ti, mi niña grande.

“Confusión y tristeza”

No pienso tomar la tibia leche con galletas,
¿por qué no vienen mis hijos a veme, es que acaso
de mí se han olvidado, o es que ya no me quieren?
llevadme hasta mi hogar, que por mí podré valerme,
quizás ya estén allí, esperándome.

“Luz y esperanza”

Ciérrame la ventana, y las cortinas abiertas
para que entre la luz de  luna, y no se te olvide
darme el beso de buenas noches, y despiértame
de madrugada, que tengo que hacer muchas cosas
y el tiempo vuela y la vida es tiempo.

 Lola Barea.